Usted está en : Portada : Espectáculos Domingo 11 de mayo de 2008

1981: Machitún eléctrico en el Sokol

Rodrigo Ramos B.

espectaculo@mercurioantofagastas.cl

Fue la noche del viernes 4 de septiembre de 1981 cuando Los Jaivas llenaron el Estadio Sokol -cuatro mil espectadores según la crónica de la época-. Tal vez fue el más emblemático recital de este conjunto -de hecho en la alineación estaban: Gabriel Parra y "Gato" Alquinta- en Antofagasta. Fue en el marco de una gira de reencuentro con Chile. En lo musical presentaron temas como: "Canción del sur" y un fervoroso "Todos Juntos" -que se cantó con fuerza y emoción por el público-.

En total fueron tres horas de música, con una efervescencia total. El Mercurio de Antofagasta así describió el concierto: "Bajo estrictas medidas de resguardo policial, Los Jaivas iniciaron su presentación con los hermanos Parra, Mario Mutis y Eduardo Alquinta. Desarrollaron un repertorio basado en ritmos de folclore argentino además de piezas de Alturas de Machu Pichu".

"Volamos"

. En la tarde "Los Jaivas" se pasearon por el centro con sus largas estampas de hippies bien cuidados. Firmaron autógrafo y posaron ante las cámaras fotográficas de sus admiradores.

En una entrevista con este medio en la previa del concierto, aclararon: "Somos ajenos a cualquier manifestación que no sea de la música, y díganle a los antofagastinos que estamos felices de tomar contacto con el público".

Respecto a las especulaciones sobre el consumo de marihuana, por parte del conjunto. Gabriel Parra aclaró: "Nosotros nos volamos con la música porque la música interpretada con convicción y fortaleza produce vuelo, traslada a otras realidades. Lo demás son especulaciones".

Americanos

"Gato" Alquinta, en tanto, contó sobre la música que desarrollaban. "Nuestra madurez musical nos ha llevado a interpretar una música que proyecta sus mensajes con resonancias americanas: amalgamos ritmos de raíz folclórica e indígena, interpretada por instrumentos diversos: guitarra y bajo eléctrico, charango, piano, flauta dulce y muchos otros".

"La música chilena y latinoamericana, expresada con un lenguaje personal, es algo que la juventud chilena quiere escuchar", afirmó.

Luego los artistas viajaron a Iquique, para continuar hasta Cuzco donde grabaron el mítico video "Alturas de Machu Pichu".